domingo, 3 de mayo de 2015

Desnudo.

El frió de la tarde me recuerda lo triste del clima,
pero en el alma llueve tristezas,
donde el paraguas no es mas que un colador.

La desnudes de amores acongojan el alma,
quiebran el espíritu,
estar descalzo en el hielo de la desolación
es casi como abrazar la muerte.


No hay comentarios:

Publicar un comentario