miércoles, 9 de julio de 2014

POSTUMO.

Te busque durante quince vidas y mil lunas,
te escuchaba entre millones de voces y buscaba entre centenares de ojos.

El sol calcinaba mi piel al caminar, sin un lugar a donde llegar,
un techo donde descansar, donde resguardarme.

Me confundía entre gentes, siendo transparente, mudo...ciego
sin rumbo ni puerto.

Ahora...me abriste la puerta.

Adiós mundo de poesía triste, adiós mundo de la bohemia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario